Por la coca y los apuntes.

12 Jul

Los mocosos del #pellegrini están arrastrando las verdaderas protestas sociales al fango.

8:57 AM – 11 Jul 12 via Twitter for iPad

Los alumnos del colegio Carlos Pellegrini, (AKA El Pele) colegio secundario dependiente de la UBA, están en plan de lucha. Tomaron el colegio e impiden el dictado de clases demostrando así un ferviente espíritu de lucha por el cumplimiento de sus ideales, en contra de la represión sistemática a la que son sometidos diariamente… 

Los más bien pensados de mis lectores creerán que las protestas se deben al cierre de la biblioteca escolar, impidiéndole al alumnado el acceso a material bibliográfico fundamental para prepararse para los exámenes. Pero no. Me ha informado una alumna que la biblioteca funciona normalmente.

Otros, creerán que el plan de lucha está originado en la imposibilidad de los alumnos de contar con la necesaria cantidad de horas cátedra prevista por la ley de educación, debido a que los responsables de impartir el conocimiento no concurren a clase porque prefieren quedarse en la sala de profesores tomando mate y comiendo galletitas media tarde. Pero no, tampoco. Me avisan por cucaracha que las horas establecidas de clase están garantizadas. 

Más de uno sospechará que hay una falta de fondos de parte de la Universidad de Buenos Aires, cuyo único fin es hacer desaparecer este tipo de colegios, en un macabro plan sistemático para eliminar la educación pública y gratuita, pero hoy escuché al rector de la UBA y en ningún momento de su discurso me pareció que ese plan estuviera realmente contemplado.

Los movimientos estudiantiles han sido famosos en el mundo. Los jóvenes, con el idealismo intacto, se han puesto de pié frente a los poderosos, sean estos De Gaulle, Franco, Lyndon Johnson o los tanques de la Plaza de Tiananmen. El Mayo Francés, la Primavera de Praga o las revueltas de estudiantes de México, presentaron a los estudiantes como feroces guerreros dispuestos a morir con tal de conseguir que sus reclamos fueran escuchados. Reclamos a favor de la paz mundial, el cese de las guerras, la apertura al mundo, la libertad. No fue moco de pavo. Ni siquiera en nuestra argentina, durante el proceso, en el que desaparecieron estudiantes secundarios durante la Noche de los Lápices, en medio de un reclamo justo por un boleto estudiantil. 

Nosotros tenemos lo propio. Convengamos que el mundo no es el que era en las décadas del 60, 70 y 80 y los estudiantes del siglo XXI, están un poquito más aburguesados. Mala nuestra, que les hemos dado todo en la mano sin que les cueste nada. Eso es lo que explica que los alumnos de El Pele hayan tomado el colegio, impidiendo el normal dictado de clases para exigir un buffet y una fotocopiadora (?) 

El buffet, me decía una chica vía twitter, es un derecho. No queremos que nos cueste caro comer acá. Cuando pregunté cuantas horas pasaban adentro del colegio, respondieron que 6 como mucho. Y no podes comer en tu casa para no tener hambre en el colegio? O pedirle a tu maná que te haga un sanguchito de salame y te lo meta en un tupper? Pues no. Los estudiantes exigen que la UBA les de el manejo del bar, porque no quieren que lucren con ellos.

Las fotocopiadoras, quieren que estén al costo. Porque, me dijeron, no se si sabías que el Carlos Pellegrini depende de la UBA y la UBA es gratis. Cuando le expliqué a mi interlocutora que en la UBA las fotocopias también te las cobran y no al costo precisamente, no me creyó. Y cuando le comenté que aunque la educación sea gratis no significa que nadie la pague, directamente no entendió de qué le estaba hablando. 

Los padres? Algunos salieron a decir que si sus hijos tomaban el colegio, los traían a casa de las mechas. Otros, les llevan el cargador del blackberry, un paquete de Lays y una botella de coca de dos litros para que no tengan sed.

Hoy, en solidaridad con la lucha, se plegaron otros 5 colegios. No saben bien qué es lo que reclaman, pero dale que va, hacen un gran pijama party a la noche, no dejan entrar a los periodistas porque no saben bien cuál es del palo y cuál no, comen galletitas, toman mate y llaman a resistir vía twitter. Divinos. Si fueran hijos míos desde luego ya hubieran recibido un buen patadón en el culo a ver si así logramos que se le acomoden las ideas. Pero, desde luego, no todos los padres piensan como yo, que deberían agradecer tener la educación gratuita, pagada por todos los contribuyentes y que deberían aprovecharla, para devolverle a esa misma sociedad algo de lo que le han dado de manera tan solidaria. 

Que se yo… mis hijos van a la UBA. Tienen la posibilidad de estudiar en una universidad prestigiosa (al menos en diseño, la FADU sigue siendo muy superior a las privadas) y la aprovechan. Se quejan porque comparan con las comodidades que tienen sus amigos en universidades privadas y pierden por goleada, pero no por eso exigen que el resto del país (la UBA es nacional) les paguen, además de los estudios, ni las fotocopias ni la cocacola.

Lo genial con estos chicos es que cuando una comenta que son unos vagos que lo que quieren es aprovechar y tener una semana más de vacaciones, se ofenden cómo si les dijeran que son delincuentes. Pero al mismo tiempo, twitean cosas como: 

Valientes estudiantes, luchando por sus derechos irrenunciables.

No será la Primavera de Praga pero es lo que hay…

 A confesión de partes, relevo de pruebas. Pero ojo, a no desesperar. Las vacaciones de invierno empiezan el viernes. Y la toma termina ese día. Estos mocosos son revolucionarios de cojín. Las vacas de invierno son sagradas. Ya habrá tiempo para reanudar la lucha. En Agosto. 

Anuncios

4 comentarios to “Por la coca y los apuntes.”

  1. Gachi Zamolo (@gachizamolo) julio 12, 2012 a 4:43 pm #

    Majo: adhiero hasta en las comas a este post. Me indigna tanto que alumnos de Tucumán, necesiten rogar por algo tan básico como la “libertad” -sin suspender las clases, y con gente pesada y poderosa en contra- que esto me da un surrealismo bizarro. ¿Qué valores recibieron estos chicos? para tomar un Colegio con los laureles del Pelle, y sentirse los dueños de la verdad absoluta sobre un edificio que además es de uso público. Pasaron todos los límites, porque evidentemente nunca los tuvieron. Me asusta pensar en los profesionales que se gestarán. La elite del “van por todo” con impunidad. Desafiantes. Hoy escuchaba con asombro, a la periodista Florencia Etcheves diciendo que los bancaba porque es esta la edad en que deben experimentar y equivocarse (?) …Y si, troskos de Tuiter, sin argumentos, sin ideales, bancados por padres que les mandan el delivery de sushi. Si ellos están hartos, nosotros ya deberíamos haber pasado con una topadora por encima, de todos los edificios públicos. Alguien tiene que pararlos, aunque más no sea la condena social. Adoré que lo publiques. Beso

  2. Lilly julio 12, 2012 a 5:04 pm #

    Todo bien con el post, pero me tienen tan podrida con lo de ‘la UBA es superior en Diseño con blah”. Ser bueno o no en diseño depende del alumno. Hay universidades y universidades, terciarios y terciarios. Pero reniego que una cátedra que enseñe cómo armar una protesta/campaña para las Madres de Plaza de Mayo sea mejor que cualquier contenido educacional en Gutenberg, Belgrano y afines.

  3. lfwaterloo julio 12, 2012 a 5:54 pm #

    Estoy indignadísimo por lo que está ocurriendo en ‘mi’ Carlos Pellegrini. Estos borregos están bastardeando toda una historia de lucha y de compromiso. Han llevado a una escuela que fue un ejemplo a un estado de decadencia que cuesta creer.

    Yo visité el colegio -en el que tantos años difíciles y al mismo tiempo apasionantes pasé allá por los ochenta- y casi me puse a llorar cuando ví en lo que se había convertido.

    Hoy siento, más que nunca, indignación y vergüenza ajena. Pero bueno, esta clase de estudiantes, brutos, haraganes y sin capacidad de discernimiento, es lo que este y tantos gobiernos que hemos tenido quieren, no?

  4. Iván Dawidowski julio 14, 2012 a 9:45 pm #

    Qué querés que te diga… yo estoy cronómetro en mano esperando a que uno de los militantes (ahora de vacaciones) diga luchamos por el buffet y la fotocopiadora como Néstor hubiera querido, es lo único que falta.

    Y ya con esta muestra queda confirmado que no entiendo bien el concepto de militancia en el siglo veintiuno.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: