Tag Archives: gobierno

La patria colchonera.

11 Abr

 Está demostrado que la sociedad arentina tolera 51 muertos al año sin exigir la renuncia de nadie. Pasó en #Once. Pasa tambien en #LaPlata.

6 de Abril, 15:46 PM

foto de clarin.com

foto de clarin.com

Dentro de un mes y medio cumplimos 10 años de modelo nacional y popular de distribución de la riqueza con matriz diversificada de blablablá e inclusión social. Y viene una lluvia fuerte y te ahoga, en un rato, la matriz, la diversificación, la inclusión social y a una cantidad no determinada de platenses. Y lo grave del asunto es que va a volver a pasar, estamos condenados al éxito, como bien decía uno de los dos Duhaldes (el que sigue vivo) y a los 9 días estamos todos mirando por tele cómo Santa Fe está inundándose por 140 mm de lluvia.

10 años de kirchnerismo explícito y una lluvia te ahoga anda a saber cuántos. Porque al gobierno le importan tan poco los argentinos, que ni siquiera te dicen cuántos murieron. No contentos con matarte, ahora también te desaparecen. ¿51 muertos? Un número ya conocido, está claro que51 es la cifra de muertos que los argentinos soportamos por año sin exigir la renuncia de ningún funcionario, ni siquiera de uno de segunda línea. ¿Habrán sido 62? ¿104? Los números no dan. Y la matemática, mis estimados, es una ciencia exacta. 1+1 es 2. Acá, en la China y en Mercurio. Según el gobernador de la provincia, además de los 51 muertos (que después fueron 52 y al rato 53 y hoy andan por los 54), hay otros 37 tipos que se murieron de otras causas. Parece que no bastaba que tuvieran la ropa mojada y estuvieran en el fondo de un arroyo. Los platenses murieron en masa ese día. Yo sé que a fuerza de plan social y paros de maestros han logrado un pueblo ignorante, uno capaz de votar, repetidas veces, a esta runfla de impresentables. Pero algunos no nos comemos cualquier moco. Tan poco le importa al gobierno (nacional y provincial) la gente en el lapso que va desde una elección a otra, que ni siquiera se hacen cargo de los muertos. Y cuándo un juez quiere investigar, amenazan con juicio político. ¿Ustedes notaron que no murieron chicos? ¿Semejante desastre y no murió ni uno? ¿Ustedes, con una mano en el corazón, pueden creer esto?

No me jodan. A esta altura el que se diga kirchnerista o es un tremendo boludo que no llega a los dos dedos de frente, mal alimentado y con un déficit importante de ácido fólico durante el embarazo o un tremendo hijo de puta, que está enganchado en algún curro con el Estado y que le conviene que esto siga así porque si cambia el gobierno, tiene que ponerse a laburar en serio para que no se lo coman los piojos. Una de dos. No creo que exista gente que sigue, de buena fe, sosteniendo esta farsa.

foto lacronicadigital.com.ar

foto lacronicadigital.com.ar

El gobierno, que se ha autoesgrimido como el paladín de la justicia y los DDHH, que baja cuadritos de milicos y que se rodea de aquellos que defienden la lucha armada de los 70’s, hoy tiene desaparecidos en La Plata, algunos enterrados como NN, que nadie reclama porque los que deberían reclamarlos, viven en tal grado de indefensión que no tienen cómo hacerlo, ante un estado que los ignora, los aplasta y les tira, con suerte, un colchón y un paquete de polenta mágica (colchón y paquete de polenta mágica, vale aclarar, donamos nosotros y repartieron tipos de la Cámpora, bien identificables, que hacen beneficencia con la nuestra)

Mención especial merece el intendente de la ciudad de La Plata que, cómo el día del desastre estaba tomando caipirinhas en Rio (cosa que nadie le echa en cara aunque no suena muy nacampop irse a gastar dólares afuera) para que no lo jodan, mandó una foto trucha de él laburando en los centros de evacuados. O sea, mientras sus votantes (fue electo con el 45% de los votos) se enfrentaban con el desastre del agua (y en la mayoría de los casos, perdían la batalla), twiteó una foto trucha diciendo que estaba ayudando a los damnificados. Su jefe de gabinete también aseguraba que el intendente estaba colaborando con las victimas y al frente del gabinete de crisis. Una vez que la mentira se supo (tardó muy poco en saberse), salió a decir huevadas, a echarle la culpa a nosequién y a decir que no pensaba renunciar. Sinceramente considero que si la gente de La Plata no exige la renuncia indeclinable de él y de todo su gabinete, estarían perdiendo derecho al pataleo de aquí a dentro de, ponele, 15 años.

foto losandes.com.ar

foto losandes.com.ar

Los argentinos en su conjunto, desde La Quiaca hasta Usuhaia, hicimos la típica. Conmovidos por el desastre que estaban viviendo nuestros hermanos de acá a la vuelta, en una movida de solidaridad  sin precedente, inundamos la ciudad de La Plata con camiones de lo que se te ocurra. Ropa, colchones, comida, leche, frazadas. Nosotros somos así. Lo hicimos en el 2009 con Tartagal y en el 2003 con Santa Fé. Tan inusitada fue la respuesta de la gente que desde la Plata tuvieron que pedir que no manden más cosas hasta que organicen las que mandamos. Eso sí, mañana, al votar, nos importa todo un carajo. Llevamos 10 años de kirchnerismo y, en la provincia de Buenos Aires, los peronistas son gobierno desde hace 25 años. Explicame cómo puede ser que la gente vote siempre a los mismos y estos tipos no hagan nada. Ni siquiera entubar un arroyo. La presidente ganó las elecciones con el 54% de los votos, lo que demuestra que la solidaridad es lo que tenemos para lavar nuestra conciencia cuando votamos  a un gobierno que le resulta más productivo gastar millonadas en Futbol Para Todos, con propaganda del FPV, ataques a todo aquel que piense diferente y autobombo de obras que después no realizan. Este año se gastan 1182 millones de pesos para televisar gratuitamente los partidos de fútbol, y otros 875 millones, para difundir los actos del Gobierno. El entubamiento del arroyo El Gato tendrá que esperar, estamos en año de campaña…

lpc2

Otra cosa que quedó en claro después del desastre que vivió la ciudad de La Plata es que el Estado brilla por su ausencia. Llovió, se inundó, la gente se ahogó, los que no se ahogaron perdieron todo y la única imagen (dantesca, si se me permite) de acción de ese estado que se mete hasta en la cantidad de kilos de papas que compras en el supermercado, era Berni, disfrazado de gondolieri, arriba de un gomón, levantando a las viejas en camisón en andas y llevándolas a un lugar seco. El jueves a la noche veíamos los camiones llenos de mercadería donada (el estado no tuvo que sacar ni un peso para leche) que eran descargados por gente en medio de la calle y puestos ahí, porque no sabían ni siquiera qué hacer con las cosas. Nadie de la municipalidad (y eso que el intendente ya había vuelto de sus vacaciones en Brasil), nadie de Defensa Civil o del Ejército. Unos cuantos ñatos con todísima la buena voluntad de ayudar pero sin nadie que les dijera esto va para allá, esto se queda acá.

foto clarin.com

foto clarin.com

La presidente tuvo que ir, dicen que porque se lo exigió su madre, ya que su barrio de nacimiento, Tolosa, era una de las zonas más castigadas. Llegó en helicóptero, caminó unos metros, se rodeó de vecinos y a aquel que le dijera algo le respondió que cuando ella era chica hubo una inundación peor, que no se quejen tanto. A todo esto la ministra de acción social seguía en Paris cantando la vi en rose y cuando llegó a La Plata y la putearon salió a decir que la gente es agitadora y violenta y que no se deja ayudar. El gobernador de la provincia también se ligó algún puteadón pero al rato los que lo puteaban decidieron que no valía la pena, Cara de Amianto Scioli es cómo el compañero de la primaria al que bardeaban un rato pero cómo no respondía a los bardeos, terminaba siendo aburrido y todos se iban a buscar a alguien más calentón.

foto lavoz.com.ar

foto lavoz.com.ar

Hoy volvió a llover en La Plata. Los arroyos no estaban desmalezados, la basura seguía en las calles, hay gente que sigue sin colchón, sin frazada, sin agua y sin luz. El gobierno nacional, siempre atento a las necesidades y reclamos de la gente, está enfrascado en la reforma (o disciplinamiento) del poder judicial. Nunca menos.

En su “Semana 13 de 2008″, Esteban Peicovich escribió:

El discurrir diario de la mayoría de los argentinos tiene grandeza, sacrificio, solidaridad, tristeza, ternura, amor, empuje y sueños a granel. Pero no país. Aquí las “patrias” impiden la Patria.

Viene triste, muy triste, este lluvioso Abril. Intentemos remontarlo. El 18 tenemos la oportunidad.

Anuncios

Condena Nacional

22 Jun
Y bueh, lanzarse por #CadenaNacional le sale mas barato que llenar un estadio a pancho y coca. Al menos ahorra en eso… #CFK

20 hours ago via TweetDeck

A poco mas de 24 horas de habernos deleitado con una cadena nacional, Cristina nos brindó otra. Vale aclarar que en el articulo 75 de la nueva, y tan celebrada por la monada K, ley de medios audiovisuales, reza: “el poder ejecutivo nacional o los poderes ejecutivos provinciales podrán, en situaciones graves, excepcionales o de trascendencia institucional, disponer la integración de la cadena de radiodifusión nacional o provincial, según el caso, que será obligatoria para todos los licenciatarios”

Pues bien, Cristina consideró que disfrazarse de promotora de Garbarino para promocionar teles a 60 cuotas de 45 mangos revestía de la gravedad necesaria como para hostigarnos, otra vez, por cadena nacional. Lo hizo ésta vez, rodeada por actores que hace rato que no hacen un éxito en TV pero que están ahí porque les pagan (o les perdonan quiebras o les bancan programas en la TV pública), por Daniel Filmus (el único candidato no residual  porque él siempre quiso ser jefe de gobierno según palabras de nuestra presidente)(aunque en las últimas elecciones quiso ser senador, si mal no recuerdo) a la cabeza, con la banda de aplaudidores oficiales compuesta por gobernadores, intendentes, funcionarios varios y la runfla de impresentables habituales y con las (¿curiosas? ¿llamativas?) ausencias de Hebe de Bonafini y Moyano, dos de las personas que hace poco habían “exigido” a Cristina que se presente a la reelección. Ah no, Schoklender (AKA el traidor) tampoco estaba.

No contenta con la oferta de plasmas baratos con TV digital provista por el gobierno (y pagada por usted y yo) decidió ir un poquito más allá y nos informó (siempre por cadena nacional) algo que ya sabíamos todos: Que se lanza al segundo mandato. Era obvio. Los K no tienen plan B desde que Néstor decidió irse de gira en octubre pasado. Ninguna figura importante apareció en el firmamento y si alguna intentó aparecer, fue la propia Cristina quien se ocupó de bajarlo de un hondazo. No había opción. Sin #El y sin Cristina, no habría Kirchners en la fórmula. Alicia no garpa para presidente y Máximo no cumplió los 40 años todavía, no sería serio. Bah, tampoco garpa, sincerémonos, es bien sabido que si hay algo que los K no son, es serios.

Con cantitos de hinchada del Nacional B, los participantes del acto en casa de gobierno hicieron notar su alegría. Y tranquilidad. De más está decir que para muchos (sino todos) los allí presentes, la continuidad del modelo K es garantía de laburo fácil, de buen sueldo y de impunidad para hacer lo que les venga en gana. ¿Qué aerolínea contrataría a un presidente como Recalde Jr. que, sin que se le caiga la cara de vergüenza, admite que el déficit de Aerolíneas Argentinas en el primer trimestre del año pasado fue de USD 103.3 millones, un 28% más que en el 2009 y un 56% más que en el 2008?

Nos dijo, emocionada, que desde que se murió su marido “sabe que debe” presentarse a la reelección. Nunca dijo si quiere, pero por lo visto a nadie le importa. Su compromiso es “irrevocable e irrenunciable” y terminó con un: “como voy yo a aflojar y no seguir adelante”. Vuelvo a lo anterior. Nunca dijo que quería ser reelecta. Sólo dice que debe presentarse. Ah, y nos aclaró que “iba a someterse a la voluntad popular”, lo que, entre nosotros, es todo un tema. Al menos no decidió ser presidente por 4 años más por un DNU, cosa que, conociéndola cómo la conocemos, no sería del todo extraño. Pero se somete, podemos agradecérselo.

A ver… no quiero que los mas progres de mis lectores me tilden de buscar “la paz de los cementerios”. Lejos de eso. Pero creo que pasarán muchos años antes de que en Argentina podamos sacarnos de encima el estigma kirchnerista del “me cago en todo, yo tengo poder y hago lo que se me antoja”. Está, desde siempre, bastante incluido en el ser nacional. El argentino es tramposo, ventajero y un poco atorrante. Hoy, 25 años después, seguimos conmemorando “la Mano de Dios” y la trampa que le hizo Diego Maradona a Inglaterra en el 86. Cómo si le hubiera hecho falta a Diego hacer ese gol para demostrarle al mundo que cómo jugador, era brillante. Nosotros somos así, medio truchos, pero este gobierno nos ha dado clases magistrales de caradurismo y prepotencia. Mientras, en Marzo de 2010 Cristina abría las sesiones ordinarias en el congreso nacional, la presidente del banco central transfería fondos que debían estar aprobados por ese mismo congreso. Cómo los números no daban del todo bien, en junio de 2009, el FPV bonaerense se presentó a elecciones con un montón de candidatos que supuestamente sumaban pero que no tenían ningún interés en asumir si los elegían. Es más. Los eligieron y no asumieron. En 2007, nos preguntaron si queríamos pasar nuestros fondos de las AFJP al sistema de reparto y mas de 85% de los encuestados dijimos que no. En octubre del 2008, compulsivamente decretaron que las AFJP no existirían más y que la ANSES sería la encargada de velar por nuestra vejez. La misma ANSES que en medio de la pelea del gobierno con Clarín, se hizo cargo del financiamiento del Futbol Para Todos, mega proyecto que supuestamente no nos iba a costar ni un mango porque a Clarín le daba guita y que nos cuesta algo así como 1300 palos por año. Con transmisiones bastante berretas, dicen los que saben y con una propaganda insoportable de parte del gobierno. Desde hace un tiempo estamos gastando guita para mantener en el aire de la TV pública programas que alcanzan un 0,4 de rating y lo festejan (señor y señora Camas, para dar un ejemplo). Claro, lo festejan porque la guita, una vez más, la ponemos nosotros. Por eso se mantienen. En cualquier canal serio, el patadón sería memorable.

En fin, que me gustaría un poco más de seriedad. El gobierno debería entender que no es un reinado absolutista. Que no pueden llevarse todo por delante. Que si tan convencidos están de que hacen las cosas bien (los hay bien intencionados, no me quedan dudas), la historia los juzgará y en las urnas los premiarán. Pero pasar por encima de las leyes que ellos mismos han votado, utilizar la cadena nacional para hacer un acto proselitista, para lanzar una candidatura y convertir la casa de gobierno en una mezcla de unidad básica con estadio único es de cuarta. Y los pinta de cuerpo entero. Se cagan en las instituciones. Se cagan en el país. Y se cagan en nosotros. No es una nimiedad, como justificaba hoy Aníbal Fernández. Es un acto de totalitarismo. Merece, cómo mínimo, una Condena Nacional. O acaso le van a prestar la cadena a los demás candidatos para que lancen sus proyectos como lo hizo Cristina?

En fin. Como terminaría el post el compañero Relato Del Presente:

Miércoles. Agradezcamos que hoy no hay cadena. Bah, creo…

Cristina Elizabeth I del Calafate.

Si estos de la oposicion fueran mis hijos…

11 Mar

Quieren que les diga algo? La oposicion esta llevando mi paciencia al limite. En cualquier momento les vuela un cascotazo. Yo les avisé

about 16 hours ago via TweetDeck

Hay veces en las que me siento una madre sufrida frente a la tele. Yo pretendo que mis hijos no se peleen. Pero como eso es imposible, creanme, bajo las expectativas y pretendo al menos que no se peleen en público. Que los trapitos sucios se laven en casa, vió? Que el “pero que pelotudo que sos” que Paz grita a Mateo sea dentro de casa y sin visitas, de poco sirve que sea en casa si yo tengo invitadas a tomar el te a las madres del colegio de Javier.

Aveces no me hacen caso, estos desgraciados que tengo por hijos. Yo intento que mi mirada de “cuando te agarre te liquido, esperá a que lleguemos a casa” los haga desistir de su mal comportamiento pero por lo visto, o mi mirada no es tan penetrante como yo pretendo o a estos tipos nada los amedrenta.

Intento no meterme. No porque me de miedo, he convivido con tres hermanos y sobreviví, creanme que eso me fogueó para pelearme con una banda de mercenarios turcos que le hayan puesto precio a mi cabeza. No me meto porque considero que los problemas de hermanos se resuelven entre hermanos y salvo que alguno esté sangrando profusamente por el castañazo que le metió el otro, los dejo que se griten lo que quieran gritarse y que se amiguen cuando quieran amigarse. Porque si me meto, suelo recibir como respuesta un “no te metas vieja” y el término vieja me perturba y salgo corriendo a ver si necesito botox.

Si digo “hoy no cocino” enseguida empiezan a discutir. Uno dice vamos a Macdonalds, el otro dice yo me hago un revuelto gramajo y la reina sentencia comamos sushi. Si digo “saquen a pasear al perro?”, Paz dice que lo saque Mateo, Mateo dice tengo que estudiar (caradura!) y Javier dice: yo soy chiquito. En lo único que se ponen de acuerdo es cuando pregunto quien lava los platos. Yo no, yo no, yo no, responden al unísono.

Pero lo que mas me enloquece es encontrarme con gente como mi amiga Florencia, que tiene hijos que se adoran, se ayudan, no se gritan y cuando salen de bañarse, no dejan las toallas tiradas, sin pensar en que despues de ellos, viene otro a bañarse. Le desconfío, ojo. Creo que las peleas entre hermanos son lógicas y saludables y que hay cosas que tienen que resolver entre ellos. Pero la envidia me pincha un poco verlos tan perfectos, tan prolijos y cuando son niñas, todas con el moño en el pelo bien ajustado. Y me revienta verla que mira a los suyos, mira a los míos, sopesa las diferencias y sonríe. Me enferma que la guacha sonría.

De alguna manera, en esta telenovela por capitulos que nos brinda el gobierno y la oposicion, hay veces que me siento igual. Pretendo que el gobierno actúe mal (cosa que hace y muy bien) y que la oposicion actúe bien (cosa que hace muy mal). El gobierno es como los hijos perfectos de mi amiga Florencia: todos hablan en bloque, todos opinan lo mismo, todos se defienden y todos se sonrién. Los de la oposición parecen mis hijos: se pelean, se hacen zancadillas, me hacen pasar papelones delante de los demás, no se ponen de acuerdo aunque todos quieran lo mismo.

Ahora resulta que nadie quiere que el gobierno haga lo que se le antoje para seguir teniendo caja y seguir disciplinando a las provincias. Pero, gracias a las peleas entre ellos, el gobierno sigue haciendo lo que se le canta y de alguna manera, Nestor y Cristina sonríen. Igual que mi amiga Florencia.

Esta vez si me meto, como mujer argentina y como madre experimentada:

Los hermanos sean unidos porque esa es la ley primera

tengan unión verdadera en cualquier tiempo que sea

porque si entre ellos pelean, Nestor y Cristina, sonríen desde afuera…